¿Está listo para utilizar sensores inteligentes?

¿Está listo para utilizar sensores inteligentes?

A menos que sea consciente de lo que sucede cada minuto en las máquinas instaladas en sus fábricas, le resultará imposible mantener siempre la productividad y la eficiencia óptimas, evitar tiempos improductivos no planificados o impedir pérdidas de producción.

Los sensores convencionales solo transmiten una cantidad limitada de información y, además, no cuentan con la capacidad de ofrecer un diagnóstico o de intercambiar datos con un controlador. Sin embargo, una solución integrada con sensores inteligentes sí ofrece todos los datos necesarios para disponer en cualquier momento de una imagen del estado de la empresa.

Los sensores inteligentes, como componentes fundamentales de una Connected Enterprise, ofrecen fácil acceso a datos útiles y contextualizados que pueden ayudar a mejorar la Eficacia general de los equipos (OEE) y el Tiempo medio entre fallos (MTBF), reduciendo a la vez el Tiempo medio de reparación (MTTR) de las máquinas.

Pero ¿cómo saber si cambiar a este tipo de sensores es la decisión adecuada para sus operaciones?

En este webinar, Craig Brockman, gerente de marketing de Rockwell Automation para detección y conectividad, analiza la amplia línea de sensores y maestros inteligentes Allen-Bradley IO-Link.

Tiempo de limpieza:

Los sensores que necesitan limpieza frecuente son los primeros candidatos a ser sustituidos por sensores inteligentes. Por ejemplo, para mantener su rendimiento en entornos industriales, con mucho polvo y suciedad, es necesario limpiar con frecuencia las lentes de los sensores fotoeléctricos, ya que se cubren de residuos.

Gracias a su diagnóstico integrado, estas aplicaciones podrían sacar partido a la tecnología de sensores inteligentes, ya que estos podrían indicar que las lentes del sensor están sucias aunque sigan detectando la presencia/ausencia de los objetos.

Si los residuos continuaran acumulándose podría llegar un momento en el sensor comenzara a fallar y dejara de detectar correctamente el objetivo.

En cambio, un sensor inteligente podría notificar al equipo de mantenimiento la necesidad de limpieza antes de comenzar a fallar, con lo que esta podría incluirse en un ciclo de mantenimiento normal. Se trata de un cambio con un profundo impacto, puesto que EVITA tiempos improductivos.

Lo mismo puede aplicarse a los sensores de proximidad en aplicaciones relacionadas con escorias de soldadura u otros materiales metálicos susceptibles de acumularse en su superficie.

En lugar de esperar hasta que el sensor falle o cree una situación en la que sea necesario parar la línea de producción, el operador recibiría advertencias que indicarían a qué áreas de la máquina hay que prestar especial atención en el mantenimiento normal.

Para saber si le conviene pasarse a los sensores inteligentes, debería calibrar si el coste de configuración de los nuevos sensores compensa las pérdidas provocadas por tiempos improductivos relacionadas con el mal funcionamiento de los sensores que tiene instalados. ¿Sigue sin estar seguro de si los sensores inteligentes son una buena inversión?

Si desea obtener más información, vea nuestro webinar gratuito y en breve estará disponible nuestra serie de webinars sobre sensores inteligentes.

Kevin Zomchek
Publicado 4 Agosto 2017 Por Kevin Zomchek, Business Manager, Rockwell Automation
  • Contacto:

Blog

Queremos mantenerte al día con lo que está sucediendo en tu industria. El Blog de Rockwell Automation es una plataforma para nuestros empleados y bloggers invitados para compartir temas en tecnología y la industria.