Loading

Blog

Recent ActivityRecent Activity

En tiempos difíciles, las normas empresariales pueden relajarse, pero no la ciberseguridad

A medida que evoluciona la crisis mundial actual, la tecnología está contribuyendo a reducir el riesgo de exposición de millones de personas al aumentar la flexibilidad de las normas de trabajo tradicionales. Aunque esta flexibilidad tiene mucho sentido en estas circunstancias extraordinarias, no debe relajarse la ciberseguridad.

Muchas empresas industriales han limitado o suspendido sus operaciones durante la pandemia, pero muchas tienen empleados trabajando desde sus casas. También hay empresas que se consideran esenciales por ofrecer suministros básicos, como alimentos, medicamentos y servicios de infraestructura esenciales. Estas empresas también tienen muchos trabajadores remotos que son esenciales para que las operaciones sigan en marcha en estos tiempos sin precedentes.

Sea cual sea el estado de sus operaciones, el trabajo remoto crea una superficie de ataque mayor para los ciberdelincuentes que debe atenderse como parte de la estrategia de ciberseguridad.

La nueva normalidad

Gartner informa que una encuesta del 17 de marzo de 2020 realizada a 800 ejecutivos de recursos humanos reveló que el 88% de las organizaciones habían incentivado o impuesto el trabajo desde la casa. FreeConferenceCall, un servicio de telecomunicaciones, estima que el uso ha aumentado un 2,000 por ciento en Estados Unidos y un 4,322 por ciento en Italia. Además, el popular proveedor de teleconferencias Zoom ha visto dispararse el uso de sus servicios hasta alcanzar los 200 millones de usuarios por día, frente a los 10 millones que había en diciembre.

Este aumento del uso ha hecho que la gente utilice herramientas remotas de maneras imprevistas, tanto para trabajar como para socializar, lo que supone nuevos retos. El reciente crecimiento de Zoom ha hecho que se preste más atención a sus problemas de privacidad y seguridad. Hay que reconocer que Zoom se ha comprometido a solucionar estos problemas antes de añadir más funciones y la empresa tiene prevista una revisión completa a cargo de empresas independientes para contribuir a garantizar que la seguridad se gestiona adecuadamente.

Mientras tanto, la pandemia ha ocasionado un número sin precedentes de estafas por Internet. Los ciberdelincuentes están aprovechándose del amplio sector de la población que trabaja desde casa, busca información médica, compra y socializa por Internet.

Los estafadores llevan mucho tiempo empleando eventos públicos importantes para engañar a los usuarios y conseguir que hagan clic en vínculos de phishing y descarguen software malicioso. Lamentablemente, el coronavirus ha resultado ser otra oportunidad de la que pueden sacar provecho. Un ejemplo concreto: el número de correos electrónicos que utilizan información falsa sobre el virus para engañar a los usuarios para que infecten sus computadoras y teléfonos ha aumentado en un 14,000 por ciento en solo dos semanas, de acuerdo con un informe de la sección de investigación IBM X-Force.

¿Está protegido el personal que trabaja desde casa?

A medida que sus operaciones empresariales se transforman y flexibilizan para superar esta pandemia, su seguridad debe continuar siendo rígida.

Es importante replantearse las medidas de ciberseguridad para abordar nuevas y mayores vulnerabilidades que plantea el aumento de la fuerza laboral remota.

Para las empresas, es fundamental asegurarse de que se han sentado las bases necesarias para la seguridad. Proteja los dispositivos con una solución antivirus. Actualice los programas y los sistemas operativos para ayudar a garantizar que se corrijan las vulnerabilidades. Asegúrese de que la fuerza laboral remota cuente con los conocimientos adecuados para reconocer los correos electrónicos de phishing y los riesgos de descargar archivos.

Los usuarios deben proteger sus redes Wi-Fi y encaminadores domésticos con contraseñas y utilizar servicios empresariales para correo electrónico y otras tareas profesionales. La fuerza laboral remota debe modificar la configuración predeterminada de las plataformas de comunicación para conseguir la privacidad.

Tomar pequeñas medidas para estar atento a la ciberseguridad puede evitar problemas más adelante. Pero no es momento para dejarse llevar por el pánico. Tan solo recuerde que no está solo. Rockwell Automation cuenta con equipos y recursos que pueden ayudarle durante estos tiempos difíciles y en cualquier otro momento. Sin embargo, este es un momento ideal para asegurarse de que se sigan sus protocolos básicos de seguridad, para que usted pueda enfocarse en su empresa y en su fuerza laboral. 


Steve Ludwig
Steve Ludwig
Commercial Programs Manager, Safety, Rockwell Automation
Steve Ludwig
Subscribe

Subscribe to Rockwell Automation and receive the latest news, thought leadership and information directly to your inbox.

Recommended For You